sábado, 21 de marzo de 2009

Google Chrome contra la mala memoria

No es el "Simón", aunque el logo se le parece bastante y, en cierto modo, también ayuda a mejorar la memoria. Es Google Chrome, el navegador para Windows creado por este famoso buscador. Pues bien, me ha costado, pero al fin me he atrevido a probarlo, y, de verdad, que siento haber tardado tanto, porque me ha encantado.

Lo primero que llama la atención es su sencillez. Minimalismo, que le dicen los modernos. Por no tener, no posee ni buscador, lo cual resulta paradójico, habiendo sido desarrollado por Google. Todo se busca desde la propia barra de direcciones, que, ahora sí, conecta directamente con el buscador, y nos presenta las mejores opciones para nuestra pesquisa, incluida la de redireccionarnos al propio Google. También me ha gustado del "Chrome", la presentación del historial en miniaturas y, sobre todo, la llamada navegación fantasma, es decir, la que no deja rastro alguno de las páginas visitadas en las entrañas de la computadora. Esta opción resultará especialmente útil para aquéllos que se conectan desde ordenadores compartidos, o desde el PC de su trabajo, por ejemplo. Que, para ser sinceros, somos casi todos, creo.


Pero lo que, verdaderamente, me ha decidido a darle la patada al completísimo, pero lento y pesado, Firefox 3, ha sido la velocidad con que se abre y trabaja Google Chrome. Para los que tenemos un modesto equipo, con un fatigado procesador, y un solo giga de memoria RAM, nos ha venido Dios a ver con este navegador tan ligerito. Es cierto, que, a veces, se echan de menos algunas extensiones del Mozilla, pero, aún así, no hay color. Además, he leído por ahí, que vienen en camino.

Así que ya saben, si su memoria es tan escasa como la mía, y los rabos de pasas no han solucionado ese problema, Google Chrome puede ser la mejor medicina. Y aunque sean capaces de recordar, incluso de atrás para delante, la lista completa de los famosos Reyes Godos, ya están tardando también en instalar este programita, e importar sus marcadores o favoritos de los latosos navegadores de la competencia. ¿A qué esperan?.


4 comentarios:

Ojodeorux dijo...

¿Has probado el Explorer 8? Yo me lo descargué el otro día y la verdad es que tiene algunas novedades bastante interesantes.

Popeso Dudando dijo...

No sabía que había salido ya. Pensaba que seguía en Beta.

A mi siempre me gustó el IE aunque los que saben dicen que Firefox le da 1000 vueltas. Esta versión 8 tiene buena pinta. Parece que ha copiado de aquí y de allá (la navegación secreta del Chrome, por ejemplo) y si funcionan bien sus novedades, genial. Podías explicar más esas novedades que te parecen interesantes y tus primeras experiencias porque como ves llevo apenas un mes con el Chrome y no es cuestión de que le ponga los cuernos tan pronto.

Por cierto, me alegra que te hayas soltado el pelo en eso de arriesgarte a instalar cosas nuevas. Es la mejor manera de aprender y mejorar.

Ojodeorux dijo...

Bueno... Algunas ya las has comentado, como la navegación "InPrivate", que así llaman ellos, y el hecho de que puedas mostrar o reducir todas las páginas abiertas en distintas pestañas a una sola con todas las miniaturas que representan dichas páginas. Luego están también los "aceleradores", que permiten tomar un texto y realizar rápidamente tareas con él, como por ejemplo traducirlo, buscarlo en internet, en un mapa, etc. También está el buscador, que te permite seleccionar el motor de búsqueda (por ejemplo, en la misma barra, puedes escribir algo y pedir que te lo busque google, wikipedia, eBay, etc.), y que puede configurarse con opciones de autocompletado y sugerencias. No sé... la verdad es que llevo poco tiempo usándolo, pero me parece que mejora significativamente la versión anterior.

En cuanto a lo que dices de que me he soltado el pelo, nada más lejos de la realidad. Sigo sin instalar nada que no sea lo imprescindible, pero lo que sí hago es actualizar las cosas que tengo para conseguir que la versión instalada sea siempre la última.

Popeso Dudando dijo...

Pues por lo que cuentas han adaptado lo mejor de cada navegador de la competencia. Lo que dices de los aceleradores es más o menos lo que hacen algunos plugins de Firefox. Y lo de la barra de direcciones (está genial) recuerda la del Chrome. La verdad es que me están dando ganas de probarlo.
Y en cuanto a de actualizar lo instalado, está bien pero siempre y cuando no sea un proceso largo y demasiado habitual, y si te cuentan para qué sirven. Si una versión de un programa te va niquelada, es mejor no tocarla por si acaso, salvo que necesites realmente esa actualización. Te lo digo por experiencia. Me he dicho tantas veces eso de "si me hubiera estado quietecito".

Entradas relacionadas