lunes, 13 de agosto de 2007

Software para un usuario corriente (II)



Continu0 esta serie de entradas dedicadas al software básico que debe manejar un usuario sin demasiadas pretensiones.

Si en el primer capítulo, hablábamos de prográmas básicos de primer nivel (Antivirus, navegador, grabador, reproductor multimedia y editor de textos), en esta segunda parte, nuestro objetivo son unos programas que, a medida que ampliamos nuestra experiencia, nos vamos dando cuenta que, igualmente, son imprescindibles:


  1. Editores y visores de fotografías: todos queremos ver, clasificar y editar las fotos de nuestra cámara digital o teléfono móvil desde nuestro pc. Habitualmente, las camaras vienen con programas propios dedicados a este objetivo que son muy válidos, aunque yo no me referiré a ninguno de éstos. Para editar, un programa sencillo es el minusvalorado paint (que suele venir en cualquier pc en la pestaña accesorios) y el Microsoft picture imaging (viene con el pack de Office). Si tenéis scanner, normalmente incluirá también un programa para estos menesteres. Para catalogar las fotos, se puede utilizar desde el album de adobe a incluso las bibliotecas que vienen con los reproductores multimedia. Para expertos en retoque fotográfico, photoshop y corel draw.

  2. Editores de Vídeo: Lo mismo que con las fotos, pero con videos. Convendría un programa que nos permitiera también capturar imágenes de nuestra cámara y de la tv. Incluyo también aquí, aquéllos que permiten también la realización de reportajes fotográficos. Programas sencillos que tienen al menos alguna de estas facultades: proshow (para reportajes), windows movie maker (para casi todo), virtualdub (muy adecuado para trabajar ediciones sencillas). En un nivel superior, estarían capturadores y editores como el pinnacle o el sony vegas.

  3. Conversores de formatos de video: Existen multiples formatos de video: .avi, .mpeg, .mkv, .vob, .3g2, .ratdvd, etc, etc. Cada uno tiene sus ventajas e inconvenientes, y depende donde vayas a reproducirlo, serán mejores uno u otro. Por eso resulta interesante disponer de algún conversor. Sin entrar en profundidades, me quedo con el xilisoft (para conversiones rápidas de casi cualquier formato), y con el célebre auto gordian knot para comprimir nuestros dvd a .avi.). En este caso (dvd's), conviene tener un ripeador-desencriptador (para volcarlos a disco duro y evitar las protecciones), como el dvdfabdecrypter o el clásico dvdshrink.

  4. (Des)Compresores: Sirven para empaquetar varios archivos en uno sólo. Con la opción de comprimir su tamaño para facilitar su envío (por e-mail, por ejemplo). Al principio, los necesitarás para, justamente, lo contrario (desempaquetar y descomprimir), ya que muchos archivos que puedes conseguir en internet vienen con este formato. Entre estos programas, los reyes son el winrar y el winzip.

  5. Lectores de .pdf: Los .pdf son un formato muy extendido en la creación de documentos de todo tipo (generalmente, apuntes, listados, folletos, etc). Ocupan poco y tienen muchas posibilidades. Para abrirlos necesitas el acrobat reader o lectores similares. Para crear tú este tipo de archivos, el acrobat pro te da mil opciones, y otros programas más sencillos tipo pdf995, te sacarán del apuro.

Y hasta aquí, este segundo episodio. En próximas entradas, hablaremos de programas de mensajería, de cuentas de correo y demás elementos necesarios para la navegación por internet.

No hay comentarios:

Entradas relacionadas