miércoles, 9 de julio de 2008

Musicovery: Música a la carta

¿No están cansados de escuchar siempre las mismas canciones en su PC?. No sé, debo tener almacenados en el disco duro unos 5.000 temas diferentes, pero no consigo evitar la sensación de estar escuchando música repetida cada vez que abro mi biblioteca multimedia. Y da igual que seleccione la opción de reproducción aleatoria. Además, en este caso, siempre terminan sonando las canciones más penosas de todo el ordenador. Lo cual nos conduce a la ley de Murphy, o a que debo ser más selectivo en mis descargas, con toda probabilidad.

La imagen de su izquierda es la interfaz del reproductor musical de la página web musicovery.com, una herramienta que les puede ayudar a superar el problema que les comentaba. Lo interesante de esta utilidad es su interactividad, ya que les permite escoger los estilos musicales que deseen escuchar, la década de grabación de los temas, e incluso si prefieren oír canciones de artistas de gran éxito o, por el contrario, sus preferencias se decantan hacia los músicos alternativos y semidesconocidos. Una vez han hecho la selección, la página creará una lista de reproducción con temas aleatorios, pero que respetan los criterios de búsqueda que acaban de determinar.

Vean una imagen de la original manera con que esta página me propuso la lista de temas derivada de mis selecciones (blues, década de los 50 o anterior, e intérpretes poco corrientes):

No está nada, pero que nada mal, ¿verdad?. Si se fijan bien (pinchen para agrandar), la primera canción a reproducir es "Haven´t got a dollar to pay your house rent man", de una desconocida artista (al menos para mí), llamada Genevieve Davis. Como la canción me ha gustado mucho, puedo guardar este tema en una carpeta de favoritos (si no hubiera sido de mi agrado, la podría arrojar a la papelera, y no me la reproduciría nunca más), lo cual hace que, con el uso frecuente, la web se vaya aprendiendo nuestros gustos, y sea más certera a la hora de escoger las canciones a reproducir.

Otra interesante funcionalidad está en unos botones que enlazan directamente con Amazon, iTunes o eBay, que nos facilitan, en caso de necesitarlo, más información sobre el tema reproducido, o incluso nos permiten poder adquirirlo en la tienda que más nos interese.

En resumen, Musicovery es algo parecido a una radio a la carta a través de internet. Su principal pega es que la música suena en Lo-Fi, en su versión gratuita. Si su fino oído les exige sonido en alta fidelidad, vayan despidiéndose de tres dólares mensuales, que creo que es lo que cuesta una cuenta premium. Yo no se lo recomiendo, pues aunque la página tiene su gracia, con las funcionalidades gratuitas, si toleran bien los banners publicitarios, tienen más que de sobra para echar un rato agradable, entretenidos con su musiquita.

4 comentarios:

franKeinas dijo...

Tiene buena pinta, me recuerda al desaparecido (vamos, creo que sigue desaparecido) Pandora, en el que a partir de una canción o artistas te empezaba a soltar recomendaciones.

Yo te recomiendo sobremanera Last fm, que además es una red social (de las pocas que me gustan). No se si serás usuario ya pero si te gusta la música tienes que serlo. Es de los portales más bastos de todo internet, no falta ni un artista y si no lo está lo puedes crear tu. Además también tiene radios por géneros, que sería algo parecido al Musicovery que comentas.

Saludos.

Popeso Dudando dijo...

No es gran cosa, pero para pasar un ratillo vale. Es un hilo musical, un pelín más entretenido.

Lo de Last fm debe de estar bastante bien, pues se oye mucho últimamente. A ver si saco un rato y me hago adicto. Por cierto, me da que vas a acabar teniendo un mySpace, un Fotolog, un Facebook... je, je.

franKeinas dijo...

Jaja, mySpace por encima de mi cadaver, fotolog ya tengo flickr que es algo parecido y el día que pruebe twitter me daré asco a mi mismo.

Popeso Dudando dijo...

No digas nunca jamás. Y menos hablando de Twitter.
Yo apenas lo he usado, pero no me atrevo a afirmar que no acabe utilizándolo a menudo. Si sigue progresando tanto, será la única forma de existir en este mundillo.

Entradas relacionadas