domingo, 14 de octubre de 2007

Anamorfosis

Curiosa la foto, ¿no les parece?. Batman y Robin al rescate de un pobre desvalido.

Obviamente es todo una ilusión óptica. Toda la escena de los superhéroes ha sido pintada, con tiza sobre la acera, por el individuo que espera ser salvado. El sujeto en cuestión se llama Julian Beever y es un crack del dibujo en 3D.

Para ser más exacto utiliza la técnica de la anamorfosis, que, en pintura, viene a ser, más o menos, un efecto visual que fuerza al observador a un determinado punto de vista desde el que un elemento cobra una forma proporcionada, clara y sorprendente. No se crean, no es nada nuevo, y ya el artista Piero della Francesca, en pleno Quattrocento, nos explicaba cómo ejecutarlo, en su famoso tratado acerca de la perspectiva. Un ejemplo clásico de anaformismo lo podemos encontrar, también, en la obra "Los Embajadores" de Hans Holbein el Joven, un siglo después.

En España, y ya en la época actual, contamos con otro maestro de estas formas imposibles, el argentino Eduardo Relero, que poco tiene que envidiar al tal Beever.

Si les ha picado la curiosidad y desean disfrutar de la visión de otras obras asombrosas, realizadas con esta técnica, no dejen de visitar los siguientes enlaces relacionados:



Y si su mente racional y científica necesita de una explicación detallada del fenómeno, peleénse con los números y fórmulas de este link:


Y permítanme, como colofón a esta entrada, acabar con este sabio refrán español que, ligeramente adaptado, viene ni que pintado (nunca mejor dicho) para la ocasión:

"No hay verdades ni mentiras, todo depende del lugar desde que miras"

No hay comentarios:

Entradas relacionadas