jueves, 29 de noviembre de 2007

Una entrada para ti, Gram

Les explico.

En la imagen pueden ver a Gram Parsons, sentado sobre su viejo coche. Por si ustedes lo ignoran, Gram Parsons era un cantante estadounidense de country, que falleció a finales de 1973, en su habitación de hotel ("The Joshua Tree Inn"), víctima, ¡cómo no!, de una maldita sobredosis. Tenía, apenas, 26 años y toda una exitosa vida por delante.

Naturalmente, ahora, es un auténtico mito para cualquier buen amante de la música tradicional americana. A mi entender, esta mitificación es, probablemente, la más merecida de todo el universo de la música moderna. Pues, aparte de una azarosa biografía personal con, absolutamente, todos los ingredientes necesarios (drogas, desamor, problemas judiciales y muerte prematura), cuenta con una trayectoria musical breve, pero, casi ingualable.

He buceado, para preparar esta entrada, entre mis viejos vinilos, y me he quedado asombrado de la calidad de sus canciones y por la personalidad con que las interpreta. Reescuchar o descubrir, ya sea la música de las principales bandas de las que fue componente, como "The Internacional Submarine Band", "The Byrds" o "The Flying Burrito Bros", o ya, la de sus dos estupendos trabajos en solitario ("GP" y "Grievous Angel"), es una experiencia que merece mucho la pena, créanme.

Yo, ya lo he hecho, y fue, precisamente, mientras escuchaba su maravillosa canción, "A song for you", cuando se me ocurrió el título de esta entrada, que escribo como señal de reconocimiento, a un artista legendario.

No hay comentarios:

Entradas relacionadas